jueves, 31 de octubre de 2019

LA IMAGEN: IN MEMORIAM

El recuerdo de los difuntos está llenando de vida cualquier camposanto de la geografía onubense. En Valverde del Camino, también es tradición que los familiares embellezcan las lápidas para recibir la festividad del 1 de noviembre.


Las instalaciones del cementerio valverdeño también se están poniendo a punto desde hace varias semanas con un mantenimiento integral que el Ayuntamiento está acometiendo de pintura.

Habla una trabajadora municipal.


Otro operario relataba a esta casa las labores de jardinería y limpieza para que el cementerio esté en perfectas condiciones.


En los días previos a Todos los Santos, los comercios de flores de la localidad hacen su agosto.

María José es gerente de Floristería Vélez.


Los valverdeños se gastan una media de 15 euros y el clavel rojo se sigue imponiendo a las nuevas tendencias importadas desde Holanda.

‘Tosantos’ es una fecha muy señalada para la Iglesia y sus cristianos, que este sábado en el cementerio celebran la anual misa para memorar a sus fieles difuntos.

Servando Pedrero, párroco de la localidad valverdeña.


La eucaristía comienza a las 16h.

Renovación del voto

El 1 de noviembre es también una fecha marcada en rojo para los vecinos. Este día, los cabildos civil y eclesiástico se une para renovar el voto de acción de gracias a la patrona, la Virgen del Reposo, por su protección durante el terremoto de Lisboa de 1755. 

Tras la misa, la alcaldesa perpetua saldrá en procesión por las calles del centro.

Alberto González, presidente de la hermandad.


Con éste, se cumplirán 264 años de esta tradición.