martes, 19 de marzo de 2019

EL ANDÉVALO ES LA COMARCA ONUBENSE DONDE APUESTAN MÁS JÓVENES

Cuatro de cada diez adolescentes de la provincia de Huelva, un 39,1por ciento, han jugado alguna vez en su vida a juegos de apuestas, aunque sólo un 3,6 por ciento se sitúa en esa franja de riesgo en la que el juego les está ocasionando algunos problemas o puede causárselos en el futuro.





Estas son las dos principales conclusiones del ‘Estudio del juego de apuestas en adolescentes en la provincia de Huelva’, propiciado por Diputación de Huelva junto a la Universidad de Elche.

A quien escuchábamos era el profesor y autor de este trabajo, Daniel Lloret, quien echa la culpa directamente a la proliferación de los anuncios de las casas de apuestas.


En este estudio han participado 2.346 alumnos y alumnas de 14 a 19 años de toda la provincia. 

El comportamiento en todas las comarcas onubenses es parecido, pero el Andévalo se lleva la palma.


El perfil del jugador joven es el de alguien que necesita nuevas emociones; y la razón, aunque es una teoría falsa, avisa el profesor, es ganar dinero. 


Apostar es una conducta adictiva al mismo nivel que las drogas y el alcohol y está demostrado que el menor que apuesta una vez tiene el 70 por ciento de probabilidades de volver a hacerlo de nuevo.