miércoles, 4 de julio de 2018

EL PRINCIPIO DEL FIN DE LAS BOLSAS DE PLÁSTICO


Si no se han enterado ya, nosotros le ponemos en situación. Desde el pasado domingo, 1 de julio, se están cobrando todas las bolsas de plástico no degradables en España. ¿Por qué? Porque el uso que los españoles hacemos de ellas es dañino para el medio ambiente. Utilizamos muchas y, además, lo hacemos mal.


Por nuestro magazine ha pasado María José Gómez, portavoz de la Asociación de Consumidores Al-Andalus, quien, en primer lugar, ha explicado las tres grandes categorías de bolsas de plástico que solemos manejar. 


Cada bolsa, en función de su peso, tiene un determinado coste. Que se empiece a cobrar por ella no es algo definitivo, tan sólo es una medida de concienciación para acabar con el uso de este tipo de bolsas. Se espera que en 2021 todo el mundo prescinda de ellas.


Esta medida se lleva a cabo por el enorme daño que el plástico causa en el medio ambiente. Al igual que con las bolsas, ocurrirá con las pajitas y los bastoncillos de este material. Los números nos delatan: Los españoles somos unos derrochadores. 


Solventar el problema es cosa de todos. Para ello, empezar a ir a comprar con bolsas de papel o tela es el primer paso.