martes, 22 de mayo de 2018

EL NUEVO CONTRATO OBLIGA A LA PISCINA A NO SUBIR PRECIOS


El Pleno de Valverde debatió ayer sobre la Piscina Cubierta y la cesión del contrato a una nueva empresa. La adjudicataria será Aossa, la que gestiona actual y provisionalmente el servicio. Una circunstancia que ha criticado la oposición, que acusa al gobierno de hacer del concurso un traje a medida para esta empresa.


Antonio Domínguez, portavoz de Izquierda Unida; y Manuel Cejudo, concejal del Partido Socialista.



Dudas sobre la transparencia de la adjudicación que el concejal de Economía, José Domingo Doblado, ha tratado de disipar, explicando que fueron muchas otras las entidades que preguntaron, a las que se informaron y que, incluso, pudieron ver las instalaciones.


El edil ha explicado que el contrato se alargará 15 años, más otros 5 de prórroga; que no subirá el canon en ninguno de ellos; que la empresa realizará mejoras por valor de 120.000 euros; y que el coste del servicio se ha reducido un 10 por ciento.

Los socialistas han criticado la privatización del servicio sin acordarse, según el alcalde, Manolo Cayuela, que fueron ellos quienes otorgaron la piscina a una empresa privada.


El argumentario popular no ha sido suficiente para la oposición, que ha votado insuficientemente en contra por la mayoría popular.