martes, 17 de mayo de 2016

LA OPOSICIÓN VE CON BUENOS OJOS LA SEGUNDA FASE DE LA REMODELACIÓN DE LA CALLE REAL DE ARRIBA


Después de la Feria de Agosto comenzará la segunda fase de las obras de remodelación de la calle Real de Arriba, desde la confluencia con la calle Benavente hasta el cruce con la calle Don Pedro Castilla. El proyecto ya había sido presentado ante los medios, pero no conocíamos la opinión de la oposición. Ayer, en el pleno, dio su visto bueno con unanimidad.

El plan de remodelación de la calle Real de Arriba tiene un presupuesto total de 547.000 euros, un plazo de ejecución de entre 6 y 8 meses y cumplirá, según el equipo de gobierno, con cuatro principios primordiales: la accesibilidad para las personas con movilidad reducida, el mantenimiento de los aparcamientos, la integración de la Plaza Ramón y Cajal y el Ayuntamiento en la propia calle y el fácil acceso al Mercado de Abastos y los comercios de la zona.

Manuel Cayuela, concejal de Urbanismo.


El apoyo de la oposición da buena cuenta, según Cayuela, del éxito que ha tenido la primera fase de la reforma de calle Real de Arriba. Con esta segunda, asegura el edil de Urbanismo, se cumple otra promesa electoral de la alcaldesa, Loles López.