lunes, 6 de julio de 2015

LA NO SUSTITUCIÓN DE BAJAS ACABA CON LA DISMINUCIÓN DE SERVICIOS EN LOS CENTROS SANITARIOS DEL ANDÉVALO Y LA CUENCA



Los sindicatos vuelven a elevar la voz de alarma sobre los recortes sanitarios que está sufriendo la provincia de Huelva. Un clásico por estas fechas. Desde Comisiones Obreras (CCOO) denuncian la no sustitución de las vacaciones de los profesionales y las consecuencias que esto conlleva en el mantenimiento del servicio público, como el cierre de camas o la disminución de consultas.

Juan José Rodríguez es responsable de acción sindical de CCOO en el Servicio Andaluz de Salud.


Por encima de la provincia, también nuestro área de influencia se lleva en la palma en la no contratación de personal sanitario para cubrir bajas.


CCOO alerta que el porcentaje de cobertura medio en Huelva es de un 28,25 por ciento, tres décimas menor que 2014, lo que se traduce en no llegar a cubrir un tercio de la plantilla del SAS que se encuentra de vacaciones.

Satisfacción

Según el Barómetro Sanitario elaborado por el Centro de Investigaciones Sociológicas (CIS) para el Ministerio de Sanidad, Servicios Sociales e Igualdad, un 89,6 por ciento de los andaluces considera que la atención primaria en la comunidad autónoma es "buena o muy buena". Así pues, esta encuesta refleja que, por cuarto año consecutivo, "los andaluces están más satisfechos que el conjunto de los españoles" con la sanidad pública.

El porcentaje crece más de medio punto con respecto a la última encuesta y se sitúa por segundo año consecutivo por encima de la media española (88%). En una escala del uno al diez, los andaluces sitúan en un 7,59 la facilidad para conseguir cita en atención primaria y pediatría. Califican con un 7,67 la información recibida sobre su problema de salud y con un 7,43 los consejos que ofrece el médico sobre alimentación, ejercicio, tabaco o alcohol.

Asimismo, los andaluces otorgan un 7,72 a la confianza y seguridad que trasmite el médico; mientras que el trato personal, los usuarios del sistema sanitario público andaluz lo califican con un 7,46 frente al 7,27 que otorgan el conjunto de los españoles. Además, ocho de cada diez andaluces considera que ha recibido una atención buena o muy buena tras la hospitalización en un centro público.